Twitter Facebook
Entrar o Registrarse
desc

Si no tienes cuenta, Regístrate. O entra con tu cuenta de Conectar con tu cuenta de Facebook o Conectar con tu cuenta de Google

Danza de tinieblas

Danza de tinieblas
Vaquerizo, Eduardo Sportula 2005
1741 visitas

DANZA DE TINIEBLAS es una ucronía en la que el Imperio Español continúa, trescientos cincuenta años después de la batalla de Lepanto, siendo la mayor potencia mundial y conservando prácticamente todos los territorios que ya se poseían bajo Felipe II, muerto en un accidente de caza justo antes de la batalla, lo que desencadena ésta línea temporal. Gracias a la posterior guerra de sucesión, ganada al fin por Don Juan de Austria, no se insistió en la expulsión de judíos y moriscos que gozan de gran poder económico y financiero. El Imperio también se ha sacudido la influencia de Roma, organizando su propia reforma, Francia e Inglaterra no parecen ser otra cosa que países de segunda categoría (ni se les menciona) el Imperio Otomano no sufrió aparentemente más descalabros posteriores y es la contrapartida poderosa en el otro extremo del Mediterráneo y, es de suponer, Asia. En definitiva, el panorama geopolítico (que se dice) es notablemente distinto al que conocemos. Corre la primavera de 1571. En el Madrid de este país, el cabo de alguaciles Joannes Salamanca es llamado a investigar la muerte en extrañas circunstancias de un joven judío. Junto a un inquisidor y la bella Rebeca, pronto averiguará que éste es uno más de una serie de asesinatos que parecen responder a un intento de desestabilización del Estado por parte de siniestros grupos que ambicionan el poder. Tras numerosas desventuras, Joannes, héroe a su pesar, deberá enfrentarse a perversos gólems y tremendos artefactos.



Saga: Crónica de tinieblas - 1

Steampunk     Historia alternativa     

Compartir en facebook Danza de tinieblas
Compartir en Google+



  • Lo que el tiempo se llevó
  • Crónicas de tinieblas
  • El ejército de piedra
  • Planes B. Especial Gaslamp
  • Planes B. Volumen I
  • Pétalos de acero
  • Vampiros
  • Estados Unidos de Japón
  • Diario Z: La Nueva Atenas

4.3

Votos: 3
literfan
literfan

Danza de tinieblas

Tras la muerte en accidente de caza de Felipe II, su hermanastro don Juan de Austria, héroe de la Batalla de Lepanto contra el enemigo turco, ocupa el trono de España. La ascensión del hijo natural del emperador Carlos V provoca un cisma con la Iglesia Católica de Roma, además de la pérdida de los territorios europeos de la corona española, equilibrado por una notable expansión de los dominios transoceánicos del Atlántico y Pacifico y una apertura sin igual hacia las ciencias.

En 1927, con Madrid convertida en capital del imperio y principal metrópoli del mundo civilizado, el rey Fernando demuestra ser un hombre de su tiempo gobernando un país en plena Revolución Industrial. Pero Madrid es también un nido de intrigas que atrae por igual a conspiradores, agitadores, conjurados, espías católicos y anarcolistas antimonárquicos. En este caldo de cultivo, el cabo de alguaciles Joannes Salamanca, veterano de los tercios, fanfarrón y pendenciero pero dotado de la astucia propia de los iletrados, es requerido para asistir al inquisidor especial Fray Faustino Alhárquez en la investigación de una cadena de crímenes especialmente truculenta, relacionada con la política del Imperio.

Vaquerizo plantea una narración sorprendentemente verosímil, de tintes ucrónicos pero engarzada en la más profunda realidad castellana. Para empezar, traslada a la perfección la imagen del Madrid de los Austrias a comienzos de un alterado aunque reconocible s.XX, plasmando una magistral descripción de paisaje y paisanaje con miras casi costumbristas; por otra parte, utiliza herramientas adecuadas a tal fin, como el uso de un rico lenguaje originario del Siglo de Oro, eso sí, aderezado con abundante jerga creada al efecto (1). La agitada ambientación sociopolítica, el reflejo de la forma de pensar del pueblo, la utilería de época o la mezcla de personajes reales con otros de ficción (con una deliciosa aparición de Cervantes, lástima que sin consecuencia para el hilo principal)... son otros atractivos que contribuyen a dar color y dotar de mayor verosimilitud a la trama. El resultado es brillante y de un alto nivel literario.

Como no podía ser menos, el autor hace gala de su maestría a la hora de añadir matices al particular universo creado, de forma natural y sin que la narración se resienta un ápice. A este respecto, resulta particularmente digno de mención cómo a través de la azarosa vida de Joannes descubrimos los cambios experimentados en el mundo y muy especialmente Europa. Por otra parte, la novela se estructura en ágiles escenas dotadas de un excelente sentido del ritmo, incluye atractivos personajes secundarios -como el citado inquisidor especial, el intrigante duque de Mier, el judicatario De Grandes o el judío Ferruziel y su atractiva hija- que en conjunto desarrollan un apasionante juego de inteligencias e intereses enfrentados, y ofrece una trama apasionante repleta de sorpresas y giros inesperados, cuyo lenguaje accesible pero elegante permite ser leída prácticamente de un tirón por cualquier tipo de lector.

Si bien la citada ascensión al trono de Juan de Austria parece constituir el punto Jumbar o de divergencia con la Historia real, ciertamente hubo antes otro momento histórico alternativo de relevancia si cabe mayor: la no expulsión de los judíos por parte de los Reyes Católicos. Durante siglos, los judíos (granatas) realizaron labores de suma importancia para la estabilidad y engrandecimiento de la Corona, aunque siempre desde discretas posiciones en la sombra. Ello permitió a España abanderar el progreso mundial con hombres de talento como Goya (inventor de la iluminación eléctrica) ó Écija, cuyo motor de ciclo permite impulsar los autocoches utilizando motores de hulla, entre otros destacados avances técnicos como el camaroscopio (cinematógrafo), un primitivo teletexto y, por supuesto, la Cábala automática: gigantescas máquinas de cálculo manejadas por judíos al servicio de las Haciendas Imperiales (2). Como vemos, todos ellos elementos «steampunk» en una narración de historia alternativa.

En realidad, el mundo que habita Joannes Salamanca no dista mucho del que conocemos, pese a que algunos sucesos cambien su protagonista: el aludido Juan de Austria ocupa el papel de Enrique VIII en el cisma que instauró en España la Nueva Iglesia Reformada, mientras en Gran Bretaña, Italia o Alemania rige un catolicismo a ultranza; estructuras tan arraigadas como la Inquisición sobreviven coexistiendo en lo económico con una pujante Revolución Industrial (que atrae a Madrid a miles de inmigrantes europeos y orientales), y en lo político con una “Commonwealth a la española”, la Santa Liga de las Comunidades de Reinos de las Columbias (en la práctica, un protectorado económico-militar que nutre de un flujo constante de materias primas y buscavidas a la metrópoli); existe una especie de Parlamento testimonial denominado el Consejo de los Cuatrocientos, un tibio movimiento sufragista y una estructura social férreamente jerárquica, todo ello a imagen del pasado modelo inglés.

«Danza de tinieblas» es uno de esos títulos tan escasos pero que tanto necesita la narrativa fantástica para prestigiar este tipo de literatura y conquistar quizá mayores cuotas de mercado, aunque eso dependa de múltiples factores. Una novela dotada de una alta calidad literaria, enclavada en raíces autóctonas y que puede interesar a una gran variedad de lectores, desde aficionados al fantástico, amantes de la novela histórica y lectores generalistas. Una novela muy visual que soportaría perfectamente una adaptación cinematográfica, finalista del máximo galardón otorgado a las letras fantásticas: el premio Minotauro 2005, cuando al menos mereció compartir el primer premio. Sin duda, una de las grandes novelas fantásticas del momento que, aunque sea prematuro afirmarlo, lleva el marchamo de obra de referencia, incluso de posible clásico.

Todo esto lo ha conseguido Eduardo Vaquerizo en su primera novela publicada –si descontamos la novelización de «Stranded», firmada a dúo con Juan Miguel Aguilera-. Con este libro, Vaquerizo se sitúa en mi opinión al mismo nivel que los grandes narradores fantásticos contemporáneos: Javier Negrete, Rafael Marín, Juan Miguel Aguilera, Carlos Gardini, Elia Barceló o Rodolfo Martínez, pues no olvidemos que es autor de gran cantidad de relatos cortos, algunos galardonados en diversos premios; relatos que, como el caso de “Negras águilas” y “Víctima y verdugo” comparten el mismo universo que la presente novela.

Por supuesto, no todo en el libro es perfección. De la explicación del punto Jumbar se pasa al presente sin solución de continuidad, lo cual puede despistar a más de un lector. Tampoco es demasiado creíble que una pesada y ruidosa máquina de guerra se pasee por el centro de Madrid sin ser vista por testigo alguno, además de algún fallo de continuidad, elementos más o menos discutibles de atrezzo o que en su último tercio la narración se convierta en poco menos que un correcalles. Pese a todo, es una estupenda novela cuyo desenlace satisface las expectativas tanto del hilo histórico (sobre el que desgraciadamente se pasa demasiado de puntillas, abierto a una posible continuación) como de los protagonistas, tendiendo un puente hacia nuestra realidad. Para aquellos lectores que deseen iniciarse en las excelencias de la narrativa fantástica este libro es una estupenda oportunidad; y para los amantes del género, una obra imperdible.

(1) Granatas (judíos), anarcolistas (anarquistas antimonárquicos), anglíticos, montistas (prestamistas), fabricios (industriales), bolsistas, catanitas ¿orientales?, y un largo etcétera.

(2) Un detalle simpático: en ese mundo pobaldo de maravillas parece que no se ha inventado el paraguas, dadas las abundantes escenas de lluvia en las que los personajes se calan hasta los huesos.


Mariano Villarreal

18/10/2012

by PacoMan
by PacoMan

Ha valorado Danza de tinieblas con una puntuación de 5 sobre 5

08/11/2012

by PacoMan
by PacoMan

Danza de tinieblas

Nos enfrentamos a una novela ucrónica sobre el Imperio español (personalmente lo llamaría castellano). El punto Jumbar es la pronta muerte de Felipe II y su sucesión.

El subgénero de las Ucronías ya ha tratado notablemente al Imperio; en Pavanna de Keith Roberts con su punto Jumbar en la victoria de la Armada Invencible y más recientemente en Fuego sobre San Juan de Pedro García Bilbao y Javier Sánchez Reyes con su punto Jumbar en la victoria de la escuadra española sobre la escuadra yankee en el puerto de San Juan (Puerto Rico) en 1898, en este caso último caso se analiza los restos del imperio. Para los puristas habría que destacar la obra de Nilo Fabra que en 1885 escribió Cuatro siglos de buen gobierno, donde el imperio (y no sólo unas miajas) llega al XIX gracias a que el punto Jumbar no es Carlos I quien sucede a los reyes católicos.

 

Esta obra ha quedado finalista del premio Minotauro del 2005 y ha sido publicada por Minotauro en la colección Ucronías (¡que apropiado!). Vaquerizo ya lleva un ramillete de novelas publicadas, y muchos cuentos, pero quizás con esta accede al gran público. Hay que destacar que Stranded (al alimón con Juanmi Aguilera, autor del guión de la homónima película) si se editó por una editorial generalista, pero el poco éxito cinematográfico a condenado a la novela al ostracismo (ver comentario en esta biblioteca).

 

Vaquerizo sabe narrar y mantener el interés y en esta novela, no excesivamente extensa, se nota. El mundo alternativo se nos presenta en pequeñas dosis, muy hábilmente en los primeros capítulos. Afortunadamente la información fluye espontáneamente, sin artificios, siguiendo el lento deambular inicial de los personajes. Este increíble universo lo ha utilizado en un cuento largo Negras Águilas en Artifex nº 9, segunda época. Debo decir que la lectura de este cuento me incitó a leer la novela, y por ello deseo encarecidamente que Eduardo vuelva a desarrollar nuevas historias en este universo. No voy a desvelar nada sobre ese universo, pues su descubrimiento por parte del lector es uno de los mayores placeres de su lectura.

 

La novela narra las indagaciones de una serie de muertes misteriosas (como no podía ser de otra manera) y como nuestro personaje central, un cabo de Alguaciles de nombre Joannes Salamanca, se va  viendo cada vez más involucrado en la investigación. Por lo tanto estamos ante una novela policiaca, y más concretamente del subgénero .... tampoco lo adelanto pues descubrirlo es otro de los placeres. Vaquerizo nos engancha en la trama como en una tela de araña, para ir sobresaltándonos con cada inesperado giro argumental. Si bien en algunos tramos es previsible y el ritmo decae, mantiene el interés hasta el final.

 

La acción se va acelerando hasta llegar a un ritmo trepidante, la narración se focaliza en el protagonista, lo que obliga a reducir el zoom expositivo y a perder el ingenioso mundo de fondo (lo que es una verdadera pena). El proceso converge en un primer plano de Joannes hasta meternos de pleno en sus desventuras.

 

La obra es brillante y altamente recomendable, a ser posible complementar su lectura con la ya referenciado cuento ambientado en el mismo universo.

 

No puedo por menos que comentar las imágenes que su lectura a me ha producido: Alastrite ucrónico. Joannes es un español de nuevo cuño, no en vanos sus padres son centroeuropeo y él mismo es rubio y de ojos azules, de ahí la fácil asimilación con Biggo Mortensen en el papel del espadachín hispano. Pero aparte de superficiales parecidos el motor de ambas narraciones reposa en un veterano soldado de pocas entendederas, valiente, integro y espartano, en un Imperio hecho a imagen y semejanza de Castilla. El ucrónico entorno, el estilo policiaco, la parafernalia cientificista y las continuas sorpresas narrativas hacen a esta novela una perfecta candidata a ser adaptada cinematográficamente. Va a ser difícil dada la escasa tradición fantástica de nuestro cine... aunque la nueva hornada mexicana de directores fantásticos y más concretamente Guillermo del Toro.... y si lo leyera.... y si le gustara.... y si Biggo Mortensen no estuviese comprometido.... y si ....

 

Un laudatorio comentario final merece la edición (eso sí con algunas faltas de ortografía), es elegante, manejable y de agradable lectura. La ilustración de portada obra de Opalworks es muy evocadora, como el lector de esta reseña puede comprobar.

08/11/2012

José Antonio Cordobés Montes
José Antonio Cordobés Montes

Danza de tinieblas Reeditado en 2012 por Sportula http://www.sportularium.com/?p=2092

10/12/2012

Ficción Científica
Ficción Científica

Se acaba el año y lo tradicional es hacer listas, listas de todo, nosotros no queremos ser menos así que os presentamos la lista de Ficción Científica, basándonos en los libros más visitados de la página, hemos sacado nuestro top ten, que tiene once libros, cuestiones de un empate técnico entre los dos últimos libros.

  1. LLuscuma de Jorge Baradit
  2. El legado de Prometeo de Miguel Santander
  3. Del naranja al azul de Cristina Jurado
  4. Terra nova
  5. Danza de tinieblas de Eduardo Vaquerizo
  6. Aleación de leyde Brandon Sanderson
  7. El rey trasgo de Alberto Morán
  8. Cuentos chilenos de fantasía
  9. Entre extraños de Jo Walton
  10. El espíritu del mago de Javier Negrete
  11. Las furias de Alera de Jim Butcher

El libro  más visto de todos ha sido LLuscuma de Jorge Baradit, una novela publicada por entregas en una revista chilena.
Nos llama la atención de que de esta lista siete de los once libros están escritos en español, dos son hispanoamericanos, así que nos queda que casi la mitad de los libros más vistos que conforman esta lista son españoles. Queremos pensar que esto es un resurgimiento del género en español. Una novela de ciencia ficción dura, El legado de Prometeo, y otra que se mueve en el otro extremo, una visión más humanista, Del naranja al azul, son los libros españoles que más han interesado a los usuarios.
En cuarto puesto tenemos Terra Nova, que merece un comentario aparte. De los libros traducidos tenemos la continuación de hijos de la bruma, una de las mejores trilogías fantásticas de los últimos años, Aleación de ley, y Entre extraños, premio Hugo 2012.

Terra Nova es un caso aparte, en nuestra opinión resumen perfectamente lo que queremos mostrar con esta lista, es una antologia española, con relatos traducidos como "El zoo de papel" de Ken Liu, premios Hugo, Nebula y World Fantasy 2012 de relato corto, relatos en español de autores hispanoamericanos como “Recuerdos de un país zombi”, del autor cubano Erick J. Mota y relatos de autores españoles como "Enciende una vela solitaria" de Victor Conde.


Todos libros publicados en el año 2012, salvo El espíritu del mago, que es de  2005. Libros altamente recomendados. Y una perspectiva muy amplia del género en español.

24/12/2012

Malapata
Malapata

Danza de tinieblas ¿Alguien sabe si está editado "en papel"? Solo lo he visto en electrónico y sería un regalo estupendo para un amigo que no tiene ereader.

31/12/2012

José Antonio Cordobés Montes
José Antonio Cordobés Montes

Danza de tinieblas En Amazon se puede comprar la edición en papel http://www.amazon.es/Danza-tinieblas-Eduardo-Vaquerizo/dp/8494086707/ref=sr_1_2?ie=UTF8&qid=1357131881&sr=8-2

02/01/2013

Malapata
Malapata

Danza de tinieblas

¡Gracias! Mira que no ocurrírseme mirar en Amazon... (claro, que mi idea era ir dando un paseo a comprarlo)

02/01/2013